El Ibex sale de mínimos gracias al boom de la demanda de deuda