Movistar pone a millón y medio de hogares a tiro de su fibra